4 cuentos para profesores de Infantil y Primaria

Seguro que tus grupos de Whatsapp están que arden: el final de curso se acerca y, con él, llegan los regalos para profes. Por si no os habéis decidido todavía, os traigo una selección de cuentos para profesores de infantil

Si de verdad aman su trabajo, los van a disfrutar un montón.

Portada del cuento la ventana mágica
Portada del libro para profes Violetera
Portada del libro para profesores de Infantil El punto
Portada del cuento para profesores Pájaros en la cabeza

¿Por qué regalar un cuento a los profesores de tus hijos?

Hay un montón de cosas molonas para regalar a los profes, es verdad. Pero no creo que haya nada que agradezca mejor el tiempo que un maestro de infantil dedica a sus alumnos que un cuento. Y si encima refleja su labor educativa… ¡mejor que mejor!

  • Un cuento infantil transmite AGRADECIMIENTO sincero
  • Un libro para maestros VALORA su profesión, tan denostada hoy en día
  • Muchos álbumes ilustrados para profesores van más allá y les muestran cómo, gracias a su cariño y dedicación, los niños pequeños de hoy serán adultos maravillosos mañana
  • Siempre le despertará una sonrisa (y alguna lágrima) cuando lo mire

Y lo más importante…

  • Podrá compartir su regalo con los niños que hacen tan especial su día a día (sean los tuyos o los que vengan detrás)

¿Crees que consigue algo parecido un bolso o un fular?

Ideas de cuentos para profesores de Infantil y Primaria

La ventana mágica, de Ana Isabel García Capapey

Este cuento es ideal para regalar cuando se produce un cambio de ciclo: ya sea de Escuela Infantil a cole o de 5 años a Primaria. Porque va precisamente de eso: de cambios.

De cómo nuestra vida se compone de distintas etapas y del miedo que da afrontar cada una de ellas. Pero también de las oportunidades que hay detrás de cada novedad. 

De la mano de la clase de los Osos, que no quiere dar el temido paso a Primaria, nos enfrentamos a los temores de los niños, pero también a la tristeza de sus profes. Todo para comprender que lo importante en esta vida es seguir avanzando. Eso sí, con recuerdos maravillosos a los que podamos volver.

Nos hemos dado cuenta de que queremos aprender muchas cosas, aunque sean difíciles y a veces tengamos miedo.

Violetera, de Paqui Loli Tellado

¡Ay, ojalá todos los profes conocieran a Violetera! Ella es maestra, pero un poco diferente: en medio de clase te puede llevar a pasear por el bosque o a encontrar tesoros.

Dicen de ella que tiene pájaros en la cabeza, pero a Violetera no le cabe ningún miedo! Porque esta profe quiere que los niños sean libres y capaces de conseguir todo aquello que se propongan. 

Comprar.

Cuando la seño Violetera se queda pensativa, le acuden pajaritos para jugar con su pelo. ¡Algo trama!

¿Tienes la suerte de conocer a un profe así? 

El punto, de Peter Reynold

Si quieres agradecer a un profesor que sepa motivar a los alumnos y ayudarles a superar sus limitaciones, ya tienes el regalo perfecto. 

El punto narra la historia de un niño que cree que no sabe dibujar y al que su profesora anima a dibujar un punto en el folio. 

Lejos de ponerle una mala nota o borrarle su creación, esta maestra lo enmarca en la pared, una actitud que anima al niño a esforzarse más y a crear puntos más complejos.

Lo mejor de este cuento es, además de la maravillosa labor docente de la profe, que demuestra cómo los niños reproducen patrones de comportamiento. ¡Leedlo! ¡Os encantará!

Comprar.

Si puedo hacer puntos pequeños… ¡también puedo hacer puntos GRANDES!

Pájaros en la cabeza, de Rocío Araya

Este cuento es maravilloso, de verdad, es que me encanta. Hay que leerlo todos los días para alimentar esos pájaros que tienen los niños en la cabeza y que, a medida que vamos creciendo, se quedan por el camino. 

Invita a los niños (y a los profesores y adultos en general) a reflexionar con frases tan increíbles, como:

Si mi mamá no me mima, ¿tengo que seguir escribiéndolo?

¿Puedo ser buena y al mismo tiempo feliz?

Me parece un gran regalo para profesores y maestros porque les recuerda lo importante que es no cortar las alas a los niños y dejarles volar. Por la misma razón es un libro maravilloso para cualquier padre, para que anime a sus hijos a soñar.

Pero también para que soñemos nosotros mismos porque llegó un momento en el que la mayoría abandonamos nuestros “pajaritos” por las “cosas serias” que hay que hacer para ser “una persona de bien”.

¿Y tú? ¿Qué le vas a regalar a la profe de tu hijo?




Ranking Madresfera            

Deja un comentario